FAQNormalmente los gabinetes psicológicos cobran mucho más dinero por consulta. ¿El hecho de cobrar 30 euros por sesión significa que el servicio es peor?


Los profesionales que trabajan en Mentes Abiertas son psicólogos con amplia formación y experiencia en la intervención terapéutica. El objetivo principal de Mentes Abiertas es acercar la práctica de la Psicología al alcance de más personas y para ello, es fundamental que las personas se lo puedan permitir económicamente. Mentes Abiertas nace con el deseo de que todas las personas que lo necesiten puedan acudir a la consulta de un profesional de la Psicología, sin menoscabo de la calidad del servicio prestado. Por ello se ha fijado el importe de 30 euros por sesión a modo de honorarios que posibilitan el funcionamiento y sostenibilidad del proyecto.

 

¿Cuál es la frecuencia de las consultas?


Lo más habitual y recomendable es acudir una vez por semana y las sesiones tienen una hora de duración. A medida que se va avanzando en el tratamiento las sesiones normalmente se van espaciando y la frecuencia suele ser una vez cada dos o tres semanas, en función de las necesidades de la intervención.

¿Cuánto dura la terapia psicológica?


La duración de la intervención es variable y no es posible determinar de antemano, ya que depende de diversas variables, tales como el tipo de problema/s que tenga la persona, su disposición a trabajar en terapia, la cronicidad y extensión de los problemas, habilidades previas, expectativas, motivación, etc. También depende del tipo de terapia solicitada ya que, según el enfoque y la profundidad con la que se desee trabajar, el tiempo requerido varía. No obstante, a modo orientativo, señalamos que la terapia cognitivo conductual, la terapia EMDR y la terapia sistémica son tratamientos breves que, frecuentemente, no superan unos meses de duración.

¿Cuándo es aconsejable acudir a terapia psicológica?


El criterio principal es experimentar un malestar que no se sabe cómo resolver; síntomas como ansiedad, tristeza, obsesiones, problemas sexuales, problemas de pareja, insomnio, ira o miedos que se mantienen en el tiempo indican que algo va mal y que es el momento de buscar soluciones.

Desafortunadamente, con frecuencia las personas buscan ayuda profesional cuando ya llevan mucho tiempo sufriendo y los problemas se han ido cronificando y generalizando.

Esta página web usa cookies para mejorar su experiencia de navegación. Política de Cookies